Señales de una falta de vitaminas

Cuando algo no anda del todo bien, tu cuerpo te avisa. Solo que la mayoría de las veces no estás lo suficientemente atenta como para escucharlo. Ahora bien: si en verdad deseas disfrutar de esta vida al máximo, tendrás que empezar a poner las antenas. ¿Cómo? Informándote, claro.

Hoy es un gran día para empezar a transformar tu situación. Por ello, queremos compartir contigo estas 5 raras señales de que tu cuerpo pide vitaminas.

1 Comisuras bucales agrietadas

 

La deficiencia: Si tienes las comisuras de los labios secas, es posible que estés teniendo una deficiencia de hierro, zinc, vitamina B3, B2 o B12. Esta carencia vitamínica es particularmente frecuente en personas que son vegetarianas o están siguiendo una dieta muy restrictiva.

La solución: Incrementa tu consumo de salmón, atún, huevos, ostras, acelga y legumbres. Procura acompañar estas comidas con alimentos ricos en vitamina C, ya que este nutriente facilita la absorción del hierro.

2 Sarpullido escamoso y pérdida de cabello

 

La deficiencia: Si experimentas estos síntomas, es muy probable que estés experimentando una deficiencia de vitamina B7, conocida también como “la vitamina del cabello”.

La solución: Disfruta de alimentos como huevos cocidos, salmón, aguacates, hongos, coliflor, frutos secos y bananas.

loading...

3 Granitos

La deficiencia: La carencia de ácidos grasos y de vitaminas A y D suele manifestarse a través de la aparición de granitos rojos o blancos –muy parecidos a los del acné– en las mejillas, los brazos, los muslos y las nalgas.

La solución: Restringe al máximo tu consumo de grasas saturadas y grasas trans y aumenta el de grasas saludables. Puedes hacerlo mediante la ingesta de salmón, sardinas, frutos secos y semillas. Por otro lado, para compensar la carencia de vitamina A, te recomendamos que acudas a los vegetales de hoja verde y a verduras como la zanahoria y la patata dulce. 

4 Cosquilleo o pinchazos

 

La deficiencia: La falta de vitamina B9, B6 y B12 suele traducirse en cosquilleos, pinchazos o adormecimiento en las extremidades.

La solución: Las espinacas, los espárragos, los huevos y las remolachas pueden ayudarte a ponerle fin a esta deficiencia.

5 Calambres

La deficiencia: La falta de magnesio, calcio y potasio puede sentirse en la aparición frecuente de calambres, sobre todo en los pies y en la parte trasera de las piernas.

La solución: ¡A comer más bananas, almendras, calabacín, brócoli y espinacas!

Estas son algunas de las señales de una falta en vitaminas. Y tú, ¿ya las conocías?, ¿conoces otros síntomas y utilizas otros métodos?. Escríbenos y cuéntanos si has sentido alguna vez estas señales y si las has solucionado con estos remedios que te hemos dado.

Las lectoras llegaron a este artículo buscando: