Aloe barbadensis para la piel

Aloe barbadensis, un remedio casero, muy efectivo para tratar cualquier problema en la piel.

¿Qué es el Aloe barbadensis?

  • Es una planta de la familia de las Liliaceas, rica en vitaminas, aminoácidos y enzimas. 
  • La palabra “alloeh” (aloe en latín), significa sustancia amarga y “vera” se utilizaba para determinar las medicinas populares.
  • El aloe barbadensis aparentemente, guarda similitud con los cactus, aunque éste es perenne.
  • Sus hojas son verdosas, largas y consistentes, terminadas en punta.
  • Para extraer de las hojas, el gel de aloe, hay que esperar 3 años y así tendrá el máximo contenido nutricional.

Aloe barbadensis para la piel 1

Propiedades

El gel que aguarda en sus hojas tiene muchos usos, entre ellos: cicatrizante para heridas, hidratante, coagulante, desinfectante, antiinflamatorio, astringente, laxante…

  • Vitaminas B, C y E.
  • Minerales (Calcio, potasio, hierro, fósforo, cobre…)
  • Polisacáridos
  • Aminoácidos esenciales
  • Enzimas (estimulan el sistema inmunológico, previenen la retención de líquidos y favorecen la digestión)
  • Ácidos grasos

¿Para qué se utiliza?

tipos de piel y sus cuidados

El aloe barbadensis tiene infinidad de usos, sobre todo para la piel, como por ejemplo para hidratar, eliminar manchas en la cara y piel en general, irritaciones, quemaduras, acné, eccemas, como remedio casero para las verrugas, para eliminar gases, dolores reumáticos…

  • El aloe barbadensis lo pueden encontrar en formato líquido, polvos y cápsulas. También es posible cultivar en casa una planta y una vez madura, cortar alguna de sus hojas y extraer el gel interior.

¿Cómo extraer aloe casero?

  1. Esperar a que la planta esté madura para que alcance el máximo de sus propiedades.
  2. Antes de cortar alguna de sus hojas, deberemos dejar de regar la planta al menos 5 días antes.
  3. Cortar aquellas hojas que estén más externas y pegadas al suelo, así nos aseguraremos que la planta seguirá prosperando.
  4. Cortarle a la hoja los laterales y la punta.
  5. Introducirla en un vaso con agua durante 24 horas.
  6. Cambiar el agua un par de veces, así expulsará la resina (tóxica y además irritante).
  7. Pelar con un cuchillo, uno de los lados.
  8. Extraer el gel con una cuchara.
  9. Para que dure más tiempo, haremos una mezcla con el gel de aloe, zumo de limón y aceite de germen de trigo.
  10. Introducir en un bote de cristal limpio y bien cerrado y reservar en el frigorífico.

propiedades del Aloe barbadensis 1

¿Conocías ésta planta?. Si has utilizado alguna vez el aloe barbadensis, ¿para qué fin ha sido?

Comparte éste artículo con tus amigos a través de las redes sociales. 🙂